Todo empezó con un beso

MV5BYmUwZWRjNTUtNTYyZC00NDQzLTg2NTEtMTExZWIyMTA4NGU2XkEyXkFqcGdeQXVyMjg1MTQ1NDM@._V1_SY1000_CR0,0,1304,1000_AL_
Cartel de la película. Color falseado. Al lado del Palacio Real y al fondo, la Torre Madrid, entonces el edificio más alto de Europa.

Hace 60 años se rodó en Madrid una película cuyo mayor atractivo era un curioso coche rojo, ejemplar único, y por supuesto, la pareja. El, Glenn Ford y ella, Debbie Reynolds, dos grandes estrellas del momento. El guion no era de romperse la cabeza: Chica y chico se enamoran, e inmediatamente se casan. El, un militar estadounidense, destinado en España, tiene que reincorporarse, y claro, se lleva a su mujer, que trae consigo un coche que le ha tocado en un concurso… todo muy normal (en América).
El auto no era demasiado discreto. Se trataba de un Lincoln Futura. Un “dream car” presentado en 1955 y que llamó la atención por su cobertura transparente, inspirada en la aviación, faros y escapes integrados y un interior muy galáctico. Se usó varios meses y cuando la novedad desapareció, también los hizo el coche.

MV5BMzkxYmE3MTItZjUxZi00OWQ0LTk4OTUtOTgzMzRmNGNmNDhjXkEyXkFqcGdeQXVyMzk3NTUwOQ@@._V1_SY1000_CR0,0,1250,1000_AL_

Así es que cuatro años después el coche se trajo a España y se pintó de rojo, que daba mejor en cámara, y con el pasaron sus peripecias en nuestra geografía, tirando de todos los tópicos posibles en la España de hace 60 años, los afamados protagonistas. La película no fue un taquillazo, pero tiene, para nosotros, un cierto atractivo.
El Futura había sido diseñado por Bill Schmidt, y debió gustar a los directivos de General Motors, pues se construyó en metal y se le equipo con motor y todo lo necesario para que funcionase normalmente. El coste, se fue de las manos y alcanzó los 250.000 dólares de la época. Una fortuna, si tenemos en cuenta que un Cadillac El Dorado costaba menos de 6.000 dólares.

diShzsTMQ_RJ51UksxmF3cMuURJxqIHEa9AqNejlWn8
Expectación en el Madrid de 1959

timthumb
El Batmovil, un “hijo bastardo” del Futura

Pero aquí no acaba la historia, pocos años después la ABC proyectó lanza Batman para la televisión, y un plato fuerte debía ser el Batmovil, asó que hizo un concurso para elegir el más idóneo. Y resultó que George Barris, que luego se involucraría en Starsky y Hutch o El Coche Fantástico, recuperó las formas del futura para el Batmovil.

1118full-it-started-with-a-kiss----------------------------------(1959)-photo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s